domingo, 25 de julio de 2010

Triunvirato de ases en Bornos

Trío de ases para el Festival Lago de Bornos,que este año cumple treinta años, y cuatro tras su resurgimiento veraniego, con la recuperación de otra banda legendaria, acaso no tan conocida como los Imán, Cai o Mezquita, pero igual de notable. Bornos recupera el 31 de julio a los jerezanos Triunvirato, que se suman así a los italianos Premiata Forneria Marconi y los portuenses Glazz, mitos del rock sinfónico de los setenta y nuevos valores de la música abierta, respectivamente. Bornos renueva su pasión por el rock y se convierte en oasis de la música en directo en la provincia, francamente huérfana en el presente estío por mor de las rebajas de verano y la maldita crisis. El festival del Lago mantiene el tipo e incluso abre una zona de acampada para quienes decidan pasar unos días alejados del mundanal ruido en tan hermoso rincón serrano.
Los amantes del rock recuerdan a un jovencísimo Alejandro Pinedo al frente de Triunvirato, en los albores de los años ochenta, a medio camino entre el rock progresivo, que ya venía de vuelta, y las nuevas tendencias que golpeaban a la puerta en días de efervescencia y descubrimientos. Pinedo no ha dejado de producir y componer música desde entonces, no en vano sus trabajos lucen ya más de treinta discos de oro y platino. Alejandro Gil Pinedo, fino guitarrista, a la sazón ingeniero de Telecomunicaciones, ha participado como músico de sesión y de acompañamiento con figuras hispanas de toda clase y condición, y su faceta de productor le ha granjeado éxitos bajo el signo del chill out, suyo es el mérito de Café del Mar y otras producciones, amén de otros menesteres de producción y arreglos como los de "Algo pequeñito", la última canción española de Eurovisión. Alejandro ha aceptado tomar un respiro para dar nueva vida a Triunvirato en Bornos, que ya logró lo propio con Imán, Cai, Guadalquivir, Mezquita y Bloque.
El rock europeo retorna al Lago. Tras la sensacional actuación de los holandeses Focus, esta temporada corresponde a los adalides italianos del rock progresivo, niños mimados, en los años setenta, de King Crimson y Emerson, Lake & Palmer. Y los Glazz representan la nueva hornada de músicos sin fronteras. El trío portuense se presentará en breve en el festival de jazz de Manchester. Ruibal chico, Rechaca y Escortell siguen creciendo.

Julio 10, Verano, Diario de Cádiz

2 comentarios:

Antonio Cózar dijo...

Una magnífica cita a la que también he querido aportar mi más humilde granito de arena, dándole difusión.

ENLACE

Enrique Alcina Echeverría dijo...

saludos, Antonio !! fue una noche extraordinaria, un abrazoooo